Coronavirus COVID 19

Coronavirus COVID-19: ¿Cómo interpretarlo?

Si creemos que todo pasa por alguna razón, ¿cuál es la razón por la que vivimos esta crisis de salud y economía con el COVID-19? ¿Cuáles son los mensajes que el coronavirus nos está enviando? A continuación, trataré de responder estas preguntas.

Vyara

¿Qué nos dice el coronavirus COVID-19?

#1. Presta atención

Ningún otro virus, ninguna guerra, ni algún desastre natural han podido llamar la atención colectiva de todo el planeta de esta manera por muchísimo tiempo. Qué es exactamente a lo que tenemos que prestar atención es un asunto multidimensional (pues, hay demasiados problemas económicos, éticos, ecológicos y sociológicos que hemos estado ignorando). Sin embargo, ¿no es maravilloso que podemos bajar el tempo, aislarnos del ruido externo y reflexionar sobre lo importante, sobre las prioridades y los valores? Por supuesto, si perdemos este tiempo valioso en casa (aburridos, quejándonos, asustados y paralizados), nos estamos perdiendo todas las lecciones de la crisis.

#2. Estamos todos conectados (o sea, una lección de Unidad)

Si alguna vez hemos necesitado prueba de que estamos todos conectados y que todo lo que tocamos está conectado a todo lo demás (tanto literalmente como metafóricamente), ahora mismo tenemos esa prueba. Por fin nos estamos dando cuenta (por lo menos eso espero) de que no podemos orinar en un rincón de la piscina (o sea, el planeta) y marcharnos a nadar en otro rincón de la misma piscina sin sufrir las consecuencias. Estamos nadando todos en la misma piscina. Si Europa lleva su producción sucia a China (este es solo uno de los miles de ejemplos de separación), la mierda regresará. Al fin y al cabo, hagamos lo que hagamos la mierda siempre regresa (y este virus nos lo está mostrando de una manera clarísima). Por cierto, ¿no te parece extraordinario que una situación que exige aislamiento social (o sea, separación aparente) de hecho intensifica la sensación de que estamos todos conectados?

#3. Es hora de renovación (de estructuras, ideas y pensamiento)

Las estructuras viejas se tienen que derribar para que podamos empezar a construir un mundo nuevo. Así, no es ninguna coincidencia que en la mayoría de los casos el virus toma la vida de gente vieja con enfermedades previas. Esa gente ya habría muerto si no hubiera sido por las tecnologías modernas de la medicina. Desgraciadamente, la medicina moderna ya no puede más. Los recursos de extender vidas artificialmente se están agotando. Y eso tiene que hacernos pensar en nuestra propia responsabilidad. El mensaje está muy claro: encárgate de tu propia salud para prevenir enfermedades. Haz más ejercicios físicos y meditación, come sano, conéctate más. ¿Cuánta gente sufriría problemas cardiacos y diabetes (las enfermedades previas que acompañan la mayoría de la gente que muere del coronavirus) si no hubiera comida chatarra?

#4. No tengas miedo a la muerte

La muerte no es algo trágico. Lo trágico es una vida desperdiciada. Si has vivido con integridad, si has contribuido a la sociedad y si has mantenido relaciones de cualidad, entonces no tienes nada de que arrepentirte. Si eres este tipo de persona, puedes morir en cualquier momento feliz. Y si no eres esta persona, ya es hora de cambiar. Es hora de dejar de vivir una vida llena de mentiras, resentimiento y sufrimiento. Es hora de perdonar y de conectarte con lo que realmente vale. Así tanto la vida como la muerte pueden ser una celebración.

Sígenos: